cuándo visitar Ushuaia

Alojamiento en Ushuaia | Comida en Ushuaia | Cuántos días en Ushuaia | Excursiones en Ushuaia | Transporte en Ushuaia

De las cuatro estaciones que tiene el año, hay dos en las que no os recomendaríamos visitar Ushuaia, y dos que nos parecen ideales para conocer la región.

monte Olivia, Ushuaia

Las mejores épocas para visitar Ushuaia nos parece que son la primavera y el otoño. En ambos casos los días son bastante largos (ahora en primavera anochecía a las 9) y las temperaturas no son tan duras como en invierno. En primavera el campo se llena de color, mientras que en otoño los colores de las hojas de los árboles dan un auténtico espectáculo. Todavía es temporada baja, los precios son más baratos, y hay poca gente en los lugares. Y las cumbres tienen nieve, lo que le da al paisaje un aspecto visual precioso.

A pesar de que no sería nuestra primera elección, el invierno tampoco deja de tener su encanto. Evidente para el que va a esquiar, claro está. Pero incluso para el que no piensa practicar deportes de invierno, el paisaje de la región totalmente cubierta por nieve es espectacular. Continúan las navegaciones por el canal de Beagle y para entrar en el Parque Nacional no se paga entrada. Algunos caminos del Parque están inacessibles por la nieve, otros permanecen abiertos. La parte menos atractiva del invierno es el frío (que no es tan intenso o exagerado como muchos piensan) y el hecho de que los días sean cortísimos.

No os recomendaríamos el verano. Las montañas que rodean la ciudad han perdido la nieve y Ushuaia ya no tiene ese aspecto de postal. Es temporada alta, los precios se disparan. Hay gente por todas partes, filas para todo. Es difícil encontrar un vuelo para ir, y difícil encontrar otro para salir. Llegan los cruceros con sus pasajeros, ansiosos por conocer Ushuaia en las 5 horas que el barco permanece atracado.

Nos fue comentado por muchos lugareños, y lo pudimos contemplar en propia carne, que el tiempo en Ushuaia cambia con una velocidad increíble, pudiendo llegar a tener las cuatro estaciones del año el mismo día (esto se dice también de la ciudad de São Paulo, afirmación ridícula donde las haya). El día que fuimos al Parque Nacional, por ejemplo, amaneció con el cielo azul despejado y una temperatura agradable. Cuatro horas después estaba nevando copiosamente. Todos los días presenciamos cambios bruscos en el tiempo, provocados por la influencia del canal de Beagle y las masas de aire polar que acechan del otro lado del mar. Independientemente del periodo del año en el que visitéis Ushuaia, id preparados para estos cambios repentinos del tiempo.